La Iglesia de Santa Olalla de la localidad pacense de Puebla de la Reina acaba de ser declarada Bien de interés cultural en nuestra región.

La Iglesia de Santa Olalla comenzó a construirse por el año 1500 y es de estilo gótico-mudéjar en su mayor parte con algunos añadidos renacentistas. Perteneció a la Orden de Santiago. Está compuesta de una sola nave construida mediante muros de mampostería y verdugadas de ladrillo, material que se usa también en las esquinas, contrafuertes, vanos y bóvedas.

Su retablo tenía pinturas originales del Siglo XVII pero fueron quemadas y prueba de ello es que aún pueden verse manchas ennegrecidas en su retablo víctima de este fuego en la década de 1930.

La nave, muy espaciosa, está formada por dos tramos separados por arcos de medio punto, con bóvedas de crucería que apoyan sobre pilares adosados a las paredes laterales y con contrafuertes exteriores y pequeñas ventanas abocinadas en cada tramo. La cabecera tiene forma poligonal cubierta por bóveda estrellada, con menor altura que el resto de la nave.

Exteriormente, su elemento más destacable es la torre-campanario, obra mudéjar de planta cuadrada, muy elaborada, que se sitúa a los pies del templo y tiene cuatro cuerpos separados por molduras.

Sin duda, estamos ante el monumento más importante de esta pequeña localidad pacense de poco más de 800 habitantes.