Por desgracia, por culpa de la ineptitud de nuestros políticos, Extremadura no se caracteriza por tener grandes empresas.

Además, desde el inicio de la crisis las pocas empresas que contaban con cientos de empleados han tenido que hacer grandes recortes de plantilla.

Así, las tres empresas con mayor número de empleados en la provincia de Cáceres, Catelsa, Induyco y Atento, han tenido que despedir entre todas a 1.200 trabajadores desde el inicio de la crisis.

Catelsa, que tiene más de 41 años de antigüedad, y que se dedica a fabricar componentes de motor, frenos y productos químicos, cuenta actualmente con 250 trabajadores, pero ha tenido que despedir en estos años a 100.

Por otro lado, la fábrica textil cacereña Induyco, nacida en el año 1976, situada en Héroes de Baler (Mejostilla) y perteneciente a El Corte Inglés, que llegó a ser la empresa cacereña con mayor número de empleados (más de 900), cuenta hoy día, tras varios recortes de plantilla, con sólo 170 trabajadores.

Por último, destacar que AVERÍAS Y ADSL Atento Teleservicios España, encarcada de gestionar los servicios de averías del 1002, las averías de la línea ADSL y el servicio de Movistar de la página web, llegó a tener en el año 2008 1.100 empleados, pero actualmente la cifra ha bajado a 410, lo que le permite ser la empresa cacereña con más trabajadores en plantilla.

Para terminar, destacar que ninguna de las tres empresas cacereñas que más trabajadores tiene son extremeñas, si no que son sedes de grandes corporaciones españolas, como El Corte Inglés y Telefónica.