Todos los años el 9 de diciembre, víspera de Santa Eulalia, se realiza el camino de la Mártir, una peregrinación eulaliense que rememora el recorrido de la niña mártir desde la villa donde fue escondida por sus padres, normalmente se comienza desde la Ermita de Perales de Arroyo de San Serván, hasta Emérita Augusta (actual Mérida) donde fue martirizada en el año 304 a la edad de 13 años.

Este año un total de 2.000 personas han realizado el camino de la Mártir Santa Eulalia, comenzando el camino a las 11:30 horas, pese a las duras y frías temperaturas. Prácticamente se realizan un total de 20 kilómetros andando. Este año es la 18ª edición del camino de la Mártir.

Tras la peregrinación y la celebración eucarística, da comienzo la procesión que traslada a la imagen de la patrona desde su Basílica hasta la Catedral pasando por las principales calles del centro histórico de la ciudad. Al día siguiente, tiene lugar la solemne procesión, heredera de la que se realizaba en época visigoda, en la que miles de emeritenses acompañan a su patrona desde la Catedral hasta su Basílica. Una vez allí, y tras la ofrenda floral, tiene lugar la Solemne Eucaristía presidida por el Arzobispo de la ciudad.